A medida que el marketing de contenidos se afianza entre las estrategias de marketing, surgen atajos que distan mucho de ser considerados como tal. Es lo que conocemos como “Comunicación basura”. Post llenos de obviedades con información corporativa de escaso interés para los usuarios, llenos de palabras clave, con el único objeto de engatusar a Google. Eso es contenido basura.

Claves para huir del contenido basura

Por qué no deberías crear contenido basura

Tenemos la errónea sensación de que el marketing de contenidos, como las redes sociales, es gratis o casi gratis. Nada más lejos de la realidad. Al igual que el marketing de contenidos no es SEO, tampoco es crear cualquier tipo de contenido para que Google lo posicione entre los primeros puestos.

Los verdaderos contenidos surgen de una estrategia planificada, dirigida a un público muy concreto con unas necesidades específicas.Además, si en un momento dado optas por la comunicación basura, puedes poner en riesgo todo el trabajo que has realizado hasta el momento.

 

  • Puedes perder tu imagen de marca. Si te asocian con contenidos de baja calidad, estás comprometiendo la imagen de tu marca, y recuperarla será más costoso.

 

  • Tu mensaje sale perjudicado. Es difícil hacer creer al público que tus productos podrán resolver sus problemas, si lo que les ofreces es de tan baja calidad.

 

  • Los leads adquiridos son de baja calidad. Aquellos que optan por adquirir productos desechables, son más propensos a ser infieles a las marcas.

 

  • Recibes métricas engañosas. Que un vídeo o un post tenga muchas visitas, no quiere decir que sea de interés para tu audiencia.

 

  • Pierdes credibilidad y autoridad. Nadie en su sano juicio se fiaría de aquellos que inundan las redes sociales y la blogosfera de contenidos mal redactados y aburridos.

 

  • Puedes ser penalizado por Google. El buscador más usado del mundo se fija cada día más en las tácticas engañosas como el Black Hat SEO o el contenido de baja calidad.

 

  • Pierdes el control sobre el posicionamiento. Si el contenido generado no es del agrado de los lectores y estos hablan mal de tu marca, tu posicionamiento puede salir perjudicado.

 

Qué deberías hacer para no crear contenido basura

Lo primero y más importante sobre este tema es ponerse siempre en el papel de consumidor. Si previamente al lanzamiento de tu campaña de marketing de contenidos has realizado un estudio de tu cliente ideal o buyer persona, habrás detectado los problemas que tu audiencia está intentando solucionar.

Ser fiel a esas necesidades e intentar siempre aportar información de valor, es la mejor opción si quieres empezar a construir una relación de confianza con tus clientes.

Por último, marcarse unos objetivos, como ganar visibilidad, generar leads o crear imagen de marca, son necesarios para poder medir los esfuerzos que realizas con contenidos de calidad.

Y en el futuro ¿Qué va a pasar con los contenidos?

La comunicación basura afecta al resto de los que crean los contenidos. Cada día ven la luz miles de piezas, de las buenas y de las malas a pesar de que sólo tenemos 24 horas al día para consumirlas.Según un análisis realizado por Frank Fishkin, cofundador de Moz, dentro de 10 años el usuario estará expuesto a una media de 1.000 piezas de contenido diarias, frente a las 50 que recibe hoy en día.

Como consecuencia, los ingresos procedentes del marketing de contenidos se verán reducidos considerablemente, debido a la saturación producida por la sobre exposición.Aunque para este desolador panorama aún queda una década, la realidad de la cantidad de contenido basura generada nos impone la responsabilidad de crear mejor contenido de cara a un futuro complejo.

Si te ha gustado el post y quieres llevártelo de paseo por tus redes sociales, te regalamos esta infografía con contenido del bueno. ¡No más contenido basura!

Nos vemos en Twitter. @cdiazsoloaga

Infografía: Por qué no debería crear contenido basura para tu empresa

 

Sígueme en Feedly